Nueces caramelizadas

Desde tiempos inmemoriales, al ser humano le ha encantado recubrir cualquier cosa con una capa dulce. Unos recubrimientos pueden ser de una espesa lámina, otros de un ligero y mullido algodón, otros de un ligero cristal fino que cruje en tu boca al ser masticado. En lo que nos ocupa, va a ser un toque tan ligero que casi no lo vas a notar, pero cada bocado va a estallar en tus pupilas gustativas pidiéndote más y más. Solo tienes que probarla y dejarme tus comentarios, prometo responder.

La receta elegida hoy la realizaremos con uno de los ingredientes más saludables que podemos encontrar en el rincón donde almacenamos nuestros frutos secos. Son ricas en grasas vegetales saludables, fibra, proteínas vegetales, ácido fólico, magnesio, calcio y vitaminas del grupo b. Un alimento perfecto para cuidar nuestro corazón y saciar nuestro apetito de manera healthy.

A las nueces vamos a darle un golpe de horno, lo que les va a dar un toque tostado y un suave caramelizado justo, gracias a la miel, para darle un toque irresistible.

Ingredientes:

  • 250 g de nueces peladas.
  • 100 ml de agua.
  • Tres cucharadas de miel.

La ejecución es de lo más sencilla:

Separa la cáscara de las nueces del fruto. Ten cuidado de no dejar ningún trozo de cáscara o esa especie de filamento leñoso o, en el momento más placentero, tus dientes se frenarán en seco y un dolor agudo se adueñará de tus muelas, y seguro que te acuerdas de este consejo.

En una bandeja para horno tienes que meter las nueces peladas y repartir por encima el agua mezclada con la miel.

Ahora tienes que darle unas vueltas y meterlas en el horno a 180 g durante unos minutos.

Y en este momento es cuando tienes que estar avispado, hay que abrir el horno y darle vueltas cada 3 minutos y esperar hasta que las nueces se pegan entre ellas. Cuando el agua se ha evaporado las sacas para que se enfríen.

Ya las puedes guardar en un tarro de cristal para poder acudir a el cada vez que nuestro estómago ruja.

Ten cuidado que son increíblemente adictivas.

Dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.